Estudiando inglés en Malta – Mi experiencia con Sprachcaffe

En un mirador de La Valeta (Malta)

Hacía un buen puñado de años que no tocaba un libro de inglés. Bueno, miento, no hace tanto que hice un par de intentos aislados de estudiarlo por mi cuenta, pero sin demasiado éxito. Por suerte, he viajado bastante y he utilizado mucho el inglés últimamente, por lo que mi nivel ha crecido considerablemente desde el colegio. Sin embargo, me falta mucho para dominarlo, por lo que este viaje era una oportunidad excelente. Así ha sido mi experiencia estudiando inglés en Malta.

En un mirador de La Valeta (Malta)

Y es que, partamos de una base: mi estancia en Malta no ha sido puramente turística. Mi cometido principal en Malta era hacer un curso de inglés con mis ya “Friends” de Sprachcaffe y contarlo, además de preparar un vídeo sobre el destino y las clases. Así que ha sido un viaje académico y turístico a partes iguales.

Sprachcaffe, una de las escuelas de idiomas más grandes del mundo.

Quizás la recordéis por mi andandura con el árabe el pasado año, pero Sprachcaffe es una de las escuelas más valoradas para hacer estancias lingüísticas en el extranjero. Y, como no podía ser de otra manera, el inglés es una de sus grandes apuestas.

Y es que, el interés por el verdadero esperanto crece con fuerza en todos los rincones de la Tierra, por lo que son muchos los que realizan viajes idiomáticos para mejorar su nivel. Y Sprachcaffe ofrece unos cuantos destinos para aprender la lengua del “To Be”: Inglaterra, Estados Unidos y Canadá son algunos de los lugares en los que trabaja la marca alemana, pero no los únicos. Malta es una de sus principales apuestas.

Piscina del Sprachcaffe Village de Malta

Curiosamente, esta isla mediterránea suena cada vez con más fuerza entre los interesados en aprender inglés. Y es que, esta excolonia británica, donde el inglés es idioma coficial (aunque entre ellos suelen usar el maltés), es un destinazo para los interesados en mejorar el dominio de esta lengua: la belleza de la isla, su habitual buen clima (aunque tiene sus épocas de “frío”) y su animadísimo ambiente la están posicionando, especialmente entre los jóvenes.

Entrada del Sprachcaffe Village de Malta

Sprachcaffe Village – Escuela de inglés y alojamiento en Malta

No hace falta tener superpoderes para darse cuenta de que Sprachcaffe y Malta es una relación que funciona de maravilla. Sólo hay que ver las dimensiones de Sprachcaffe Village, la escuela-residencia, para entenderlo. O, por lo menos, de su piscina.

Captura de Google Maps.

Pero no solo de agua vive el estudiante. Entre los muchos edificios que conforman el recinto, éste también cuenta con un bar restaurante con un buen menú y a un precio asequible.

Bar del Sprachcaffe Village de Malta

Allí podrás comer a lo largo del día y disfrutar de momentos de ocio por las noches. El billar y la buena música están garantizados.

Jugando al billar en Sprachcaffe Village (Malta)

Como te contaba, Sprachcaffe Village también hace las veces de residencia, por lo que son muchos los estudiantes (y no estudiantes) que eligen esta posada durante su estancia en la isla. Allí hay diferentes apartamentos de diversas categorías donde alojarse. Dependiendo de tu presupuesto, podrás acceder a alojamientos más o menos grande, con habitaciones privadas o compartidas y cocina interior o exterior.

Alojamiento en el Sprachcaffe Village de Malta

El “pueblo” de Sprachcaffe se ubica en Pembroke, un antiguo barrio militar situado relativamente cerca de la archiconocida zona de Paceville, el área discotequera de Malta. Aunque si no te gusta la fiesta, tranquilo, porque muchos autobuses paran cerca de la escuela con los que podrás llegar a casi cualquier rincón de la isla. Eso sí, la frecuencia del transporte público en Malta a veces puede resultar un poco frustrante, así que mejor que encares el viaje con buena actitud.

Spinola Bay de noche - Sant Julian, Malta.

Estudiando inglés en Malta

Pero vamos con lo que probablemente más te interese: ¿cómo es estudiar inglés en Malta? Para empezar, decirte que el campus cuenta con más de 25 aulas con una capacidad media de unos 10 alumnos, por lo que las clases son bastante cercanas.

Antes de empezar te hacen una prueba de tu nivel de inglés (online o presencial), metiéndote en uno u otro grupo según los resultados. Pero no te preocupes, si en algún momento sientes que no estás en el nivel adecuado, puedes cambiar en cualquier momento.

En mi caso me colocaron en un grupo de nivel intermedio, con una profesora divertidísima (Cynthia). La verdad es que disfruté muchísimo de esta vuelta al cole. Con un libro como apoyo y algunas fotocopias, cada semana la dedicamos a una o dos lecciones, sacándole el máximo jugo gramatical y de vocabulario a cada una de ellas.

Profesora de inglés en la escuela Sprachcaffe de Malta

Aunque por encima de todo, hablar y escuchar mucho inglés es el principal método de aprendizaje de esta escuela, por lo que hubo mucho espacio para debates, juegos y ejercicios de listening y speaking.

Sala de vídeos en la escuela Sprachcaffe de Malta

Al final de la semana, hacíamos un pequeño test para poner en orden todo lo aprendido esos días.

Test de inglés en la escuela Sprachcaffe de Malta

Al igual que el nivel se adapta a cada estudiante, las horas de clase también, ya que puedes hacer cursos de diferente duración incluso temática. Sea cual sea tu situación, interés y caso, estoy seguro de que sabrán cómo ayudarte. Por cierto, con el código «NADAINCLUIDO» tendrás 25 euros de descuento por cada semana si contratas curso y alojamiento (máximo, 16 semanas). Le puedes dar el código telefónicamente o a la hora de hacer la reserva online.

Más información sobre el curso de inglés en Malta

Recibiendo el título de inglés en la escuela Sprachcaffe de Malta

Actividades y tours por Malta

La propia escuela tiene una amplia oferta de actividades y tours variable cada semana, por lo que ellos mismos te ayudarán a disfrutar de tu estancia: eventos deportivos, concursos, fiestas temáticas, sesiones de cine, clases de cocina…

… o tours a los destinos de Malta más cotizados. Por supuesto, esas escapadas también puedes hacerlos por tu cuenta. Aquí te dejo algunas recomendaciones:

Tour por la isla de Comino con Sprachcaffe (Malta)

Visitar las ciudades maltesas

Pese al tamaño de isla, en Malta hay un buen puñado de ciudades que te va a encantar visitar: desde La Valeta, su bellísima capital; las Three Cities, muy cerca de la anterior; Rabat y Mdina, dos de las urbes más bonitas de Malta o Marsaxlokk, un pueblito pesquero repleto de encanto.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Nada Incluido (@nada_incluido) el

Aprovechar al máximo la costa

Como no podía ser de otra forma, la costa maltesa es una fuente inagotable de planes, por lo que no desestimes la oportunidad de conocer algunos de sus mejores rincones. Desde aquí te recomiendo el pueblo de Popeye (más por las vistas que por el pueblo en sí), la ruta en barca por Blue Grotto, la archiconocida “piscina natural” St. Peters Pool o algunas de sus playas de arena (no hay muchas) como Golden Bay.

Playa de Golde Bay, en Malta

Visita Gozo y Comino

Aunque Malta es la isla principal y la que da nombre al país, sus vecinas Gozo y Comino no se quedan atrás en cuanto a oferta turística. La última no ofrece nada para ver a nivel de patrimonio, pero tiene una de las aguas más irresistibles del país.

Aguas cristalinas en el mar de la isla de Comino (archipiélago de Malta)

Gozo, por su parte, es una isla grande y cuenta con bastantes paradas de interés, por lo que merece la pena que le dediques incluso más de un día si tienes tiempo.

Barco en la bahía de Xlendi, en la isla de Gozo (archipiélago de Malta)

Disfrutar del ocio nocturno

Creo que a estas alturas a nadie se le escapa que Malta es un buen lugar para testear discotecas, especialmente en las populares zonas de Slima y St. Julian, con Paceville como arteria principal. Seas o no un apasionado de las noches largas, te recomiendo que trates de probarlo algún día, ya que esa mezcla de estudiantes de tantísimas partes del mundo tiene su gracia.

Paceville es la zona discotequera de Malta, ubicada en San Julián.

De todas formas, si necesitas ideas para preparar una buena ruta por Malta, aquí te dejo un post con qué ver en Malta donde podrás sacar más información turística sobre este destino.

Con semejante curso e isla, podrás imaginar que mi experiencia estudiando inglés en Malta con Sprachcaffe fue inmejorable, por lo que sólo puedo recomendarte que, si te lo estás pensando, des el pasito que te falta. Si necesitas un empujón más, aquí te dejo 25 euros de descuento para hacer tu reserva.

25€ semanales de descuento con el código NADAINCLUIDO en tu curso de inglés en Malta

En un mirador de los los jardines Gardjola de Senglea, una de las Three Cities de Malta

Sobra decir que, en estos tiempos que corren, saber inglés es una de las herramientas que más puertas te puede abrir. Y no hablo sólo a nivel profesional, que también, sino las posibilidades que te da saber un idioma tan universal de cara a hablar de cualquier cosa con gente de todos los lugares del mundo. Durante este viaje he tenido conversaciones en inglés que jamás habría imaginado, y te puedo asegurar que es una sensación muy gratificante. ¿Te animas?

Todos mis posts sobre Malta.

Sprachcaffe


Sergio Otegui Palacios

Trabajo en El Fabricante de Nubes, una productora audiovisual en Zaragoza. Recorro el mundo con una mochila a la espalda y una cámara en la mano y os lo cuento en Nada Incluido, mi blog de viajes. Vídeo, fotografía, publicidad, viajes, lo que surja. How can I help you?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios (3)

  • Una experiencia genial sin duda. Tendría que hacer algo parecido porque estudié francés en el cole e inglés en el instituto, después italiano y portugués en la escuela de idiomas y hasta un curso de árabe…Tengo un remix interesante 😛
    La escuela y sus instalaciones son de lo más atractivas, y además poder conocer Malta es un plus.
    A ver si me animo y así uso tu descuento 😉
    Un abrazo.

  • Siempre he tenido una especia de amor-odio con el ingles, es a día de hoy que me cuesta horrores, imagino que una experiencia de este estilo seria ideal para soltarse, aprender y sobre todo vivir experiencias en el país. La verdad es que no veo ninguna pega. Me gusta la idea de que las clases sean con poca gente, genera una cercanía que en grupos grandes no la consigues. Me parece muy interesante que la misma escuela, ademas también te ofrezcan tours. Genial la idea, y genial el post 🙂

  • Qué ganas tengo de vivir una experiencia así! Hace años que me gustaría ir a una escuela en el extranjero para mejorar el inglés. Y por lo que veo Malta es un destino genial para ello. Además de todas las actividades que tiene 😍
    Muchas gracias por descubrirme esta empresa!!

Un proyecto de El Fabricante de nubes

En colaboración con Orix Systems

Icono de Facebook para las redes sociales de Nada Incluido - Blog de viajes  Icono de Twitter para las redes sociales de Nada Incluido - Blog de viajes  Icono de Instagram para las redes sociales de Nada Incluido - Blog de viajes  Icono del mail a Nada Incluido - Blog de viajes